Contrato negociado sin publicidad

Si bien la actual Ley de Contratos del Sector Público ha hecho una apuesta por una mayor transparencia y competencia, siguen existiendo fórmulas excepcionales que no se adaptan a este espíritu. Esto es algo lógico, dado que dentro de la casuística de la contratación pública pueden darse circunstancias en las que la publicidad no sea posible, deseable o, directamente, carezca de sentido por las características del mercado. 

Este es el caso del contrato negociado sin publicidad, resultado de la licitación con negociación sin publicidad y es que, si su “hermana mayor” la licitación con negociación era un procedimiento extraordinario, aquí las limitaciones son lógicamente mayores. 

Contrato negociado sin publicidad frente a licitación con negociación

La mecánica de la licitación con negociación es prácticamente idéntica a la del contrato negociado sin publicidad salvo por, evidentemente, la falta de un periodo de información pública previa. De esta manera, nos saltamos los requisitos de publicidad y plazos fijados por el artículo 135 de la ley. Esta distinción no es menor dado que tendrá dos efectos importantes: 

  • Reduce de manera sustancial los plazos fijados por la información previa para cada tipo de procedimiento y contrato. 
  • Impide de facto la aparición de candidaturas no invitadas, lo que limita los criterios de competencia a invitar a tres empresas. El hecho de que en la licitación con negociación el límite esté en el número de invitaciones mínimo y no de candidaturas efectivas, permite que un contrato negociado sin publicidad tenga más probabilidades de acabar formalmente en una negociación formal entre solo dos partes: la administración y una única candidata.  De hecho, según los datos de Gobierto Contratación la competencia media de los contratos negociados con publicidad supera las tres candidaturas mientras que en los negociados sin publicidad hablamos de menos de 2 candidaturas medias por procedimiento. 

Estas dos excepciones, muy contrarias a los principales propósitos tanto de la ley como de la normativa europea hace que las restricciones de uso de esta fórmula sean aún mayores a las de las licitaciones con negociación. 

Cuándo se puede hacer un contrato negociado sin publicidad

Para poder realizar un contrato negociado sin publicidad existen una serie de normas específicas que están asociadas al tipo de contrato. Esto se debe a que las principales causas para poder realizar este tipo de  procedimiento está, como veremos, muy ligado a las condiciones del mercado a diferencia del contrato negociado con publicidad, en el que las principales causas, como vimos, están relacionadas con el objeto concreto del contrato. 

Contratos de obras, suministros, servicios y concesiones

  • Cuando el procedimiento abierto o restringido no ha recibido ofertas o las que ha recibido no son válidas
  • Si solo puede contratarse a una empresa por aspectos como que afecta al patrimonio histórico (por ejemplo comprar obras de arte), no haya competencia por cuestiones técnicas (fabricantes exclusivos) o por protección de derechos de propiedad intelectual o industrial (por ejemplo, artistas)
  • Si el contrato tiene un carácter reservado para su ejecución por condiciones de seguridad

Contratos de suministros y servicios

  • Si hay una situación de extrema urgencia que lo precise y que no pueda responderse con el procedimiento de urgencia, 
  • Si en el procedimiento abierto o restringido previo no hubo ofertas adecuadas, pero se incluye en las negociaciones a las candidaturas acordes a los requisitos formales, se puede invitar a una negociación

Contratos de suministros

  • Son productos exclusivos de I+D
  • Reposición o reparación de instalaciones de uso corriente
  • Adquisición de materias primas que cotizan en bolsa o mercados regulados
  • Los suministros iniciales se acordaron en una condición más ventajosa con un operador que ya no está disponible en el mercado por concurso de acreedores o acuerdo judicial o aspectos similares. 

En resumen, podemos decir que se puede usar una puede ser negociada sin publicidad si:

  •  la competencia no puede garantizarse por cuestiones propias del mercado o del producto
  • porqué procesos anteriores no han sido capaces de cubrir la necesidad planteada. 

A vueltas con la terminología: licitación negociada y contratos negociados sin publicidad

Igual que sucedía con los contratos negociados con publicidad y las licitaciones con negociación, el procedimiento negociado sin publicidad sigue oficialmente disponible en la Plataforma de Contratación del Sector Público. Esto hace que, igual que en el caso anterior, muchas administraciones sigan utilizando la denominación no oficial (procedimiento negociado sin publicidad) en lugar del actual (licitación con negociación). Por otro lado, la PLCSP tiene un solo procedimiento denominado “licitación con negociación” sin distinguir entre  con y sin publicidad. De manera mayoritaria se sigue usando el término “procedimiento negociado sin publicidad”, pero de manera marginal algunos contratantes utilizan el procedimiento “licitación con negociación” y ponen la naturaleza de falta de publicidad en el objeto del contrato. 

Para una información  más detallada recomendamos  este artículo de Administrativando. 

Artículos relacionados. 

Mar 21, 2022
cerrar
¿Te ha interesado esto? Recibe nuestras novedades
.